San Isidro de Kios

Date: 
Miércoles, Mayo 15, 2019

SAN ISIDRO, a quien el Martirologio conmemora en este día, era probablemente originario de Alejandría. Se dice que fue comisario del ejército del emperador Decio y que se hallaba en Kíos con la flota imperial mandada por Numerio. En dicha isla su capitán descubrió que era cristiano y le denunció a Numerio. El santo confesó firmemente la fe durante el juicio, sin dejarse ganar por las promesas ni amedrentar por las amenazas. Como se rehusase a ofrecer sacrificios a los dioses, el juez mandó que le cortasen la lengua y le degollasen. Su cadáver fue arrojado a un pozo, de donde lo rescataron los cristianos. Fue sepul- tado por un soldado llamado Amiano, que sufrió más tarde el martirio en Cízico y por Santa Mírope, la cual murió en la flagelación que se le infligió por haber dado sepultura a los mártires cristianos. El pozo llegó a ser muy famoso por las propiedades curativas de sus aguas y se construyó una basílica sobre la tumba de San Isidro. En el siglo V, San Marciano, que era tesorero de la catedral de Constantinopla, dedicó a San Isidro, por divina revelación, una de las capillas de la iglesia que edificaba en honor de Santa Irene. El culto del santo se extendió de Constantinopla a Rusia. En 1525, unos mercaderes cristianos trasladaron las reliquias de San Isidro a San Marcos de Venecia, donde se conservan todavía.

Alban Butler - Vida de los Santos